ASECOR - Agrupación Sanvicenteña Empresarios del Corcho
Cluster del Corcho de Extremadura

Corcho, un producto natural

Medio ambiente

El cambio climático es un hecho incontestable y se ha convertido en la principal amenaza para el futuro de nuestro planeta. De no reducir la emisión de gases contaminantes a la atmósfera, la temperatura global del planeta aumentará en los próximos años, el desierto avanzará y subirá el nivel de los océanos, producto del deshielo de los polos, cambiando la fisonomía de las costas. Expertos y políticos buscan reducir estos efectos e investigan como hacer más sostenibles las actividades humanas. Energías limpias, o los productos naturales, reciclables y renovables son algunas de las vías para conseguirlo.

En el Mediterráneo se encuentra uno de los ecosistemas naturales más valiosos: la dehesa o montes de alcornocal. Capaz de detener el avance del desierto, productor de oxígeno y reductor del CO2 causante del efecto invernadero, guardián de una biodiversidad de gran valor, es también un ejemplo de aprovechamiento económico sostenible.

El valor ecológico del alcornocal.

El alcornocal es el ecosistema con mayor biodiversidad de la Península Ibérica y uno de los más ricos del Mediterráneo. En sus sotobosques se han documentado hasta 140 especies de plantas aromáticas y medicinales, en cuanto a la fauna, en el están presentes especies emblemáticas que han desaparecido de otros ámbitos, como la cigüeña negra, el águila imperial, el buitre negro y leonado o, el más famoso y en peligro de extinción, el lince ibérico.

El alcornocal constituye un freno para la desertificación y el cambio climático, una protección contra la erosión, favorece la materia orgánica del suelo y contribuye a regular el ciclo hidrológico, recargando los acuíferos, sus principales formaciones aparecen en el límite de los desiertos del norte de África.

Además de producir oxígeno, una característica común a todos los árboles, el alcornoque posee una estructura celular única y muy particular, capaz de retener el dióxido de carbono, principal responsable del calentamiento global del planeta. Se estima que los bosques actuales de alcornoques retienen las emisiones de CO2 producidas por más de 8 millones de vehículos al año.

La industria corchera, una actividad ecológica.

La industria corchera promueve una actividad económica no contaminante, que pone en el mercado mundial un producto natural, ecológico, renovable, reciclable y biodegradable: el CORCHO, una garantía de futuro y supervivencia para los bosques de alcornoques y un ejemplo de economía sostenible.

La producción del corcho no produce ninguna contaminación ni perjuicio al ecosistema del que se extrae, ya que se obtiene por descortezamiento, sin talar ningún árbol. Tras la extracción del corcho, en pocas horas, el ciclo natural del alcornoque vuelve a iniciarse regenerando nuevamente su corteza, el corcho.

Consumo inteligente, consumo responsable.

La extracción el corcho es hoy día la única actividad que asegura la continuidad de nuestros bosques de alcornoques y permite salvaguardar su increíble riqueza natural. Por ello, el consumo de productos de corcho - tapones para vinos, suelos, aislantes, etc. – es un acto de responsabilidad y compromiso con la salud de nuestro planeta.

El Valor ecológico del corcho ha sido reconocido por algunas organizaciones internacionales de gran prestigio, como el Fondo Mundial de la Naturaleza WWF/Adena.

Medio ambiente
Dehesa: ecosistema derivado del bosque mediterráneo constituido por especies arbóreas del género Quercus
Co®k Mark

Síguenos en twitter facebook

© ASECOR - Agrupación Sanvicenteña de Empresarios del Corcho.
Website by : CANALNET - soluciones integrales en comunicación